Prohibición de los plásticos de un solo uso: Gestan Conteco preparada para la nueva normativa europea

Desde el pasado 3 de julio, la venta de artículos de plástico de usar y tirar ha quedado totalmente prohibida. Productos como pajitas, cubiertos y platos de plástico, así como bastoncillos, entre otros, dejarán de estar a la venta para favorecer la lucha contra la contaminación. Los plásticos de un solo uso causan estragos en el medio ambiente, por lo que la nueva normativa europea es de vita importancia para su cuidado.

Los plásticos de un solo uso siguen siendo un grave problema al que se enfrenta el planeta, convirtiéndose en uno de los principales motivos de contaminación. Aunque la ley que prohíbe la venta de plásticos de un solo uso es todo un avance, todavía queda mucho trabajo por hacer. A día de hoy para muchos de los productos fabricados en plástico existen alternativas más respetuosas con el medio ambiente.

El plástico no es algo que podemos producir en casa y va al contenedor erróneo o directamente termina en descampados, campos o la calle; peor aún, en el mar. Las cifras facilitadas por la Comisión Europea son terroríficas, asegurando que más del 80% de la basura que se encuentra en el mar son plásticos de un solo uso en su mayoría, afectando a la vida marítima.

Alquilar contenedores para escombros en A Coruña

Es por este motivo que la concienciación sobre el correcto uso del plástico y su posterior reciclaje se haga de forma adecuada. En Gestan Conteco contamos con todo lo necesario para la gestión óptima y correcta del plástico, incluyendo una planta destinada a su reciclaje. Por otra parte, y de cara a los clientes, el alquiler de nuestros contenedores garantiza un servicio de recogida de todo tipo de materiales entre ellos cartón, papel y plástico.

La entrada en vigor de la prohibición de la venta de plástico de un sólo uso también ha contado con otros elementos que no deben pasarse por alto. Las normas se han endurecido para todos, tanto para aquellas personas que contaminan como para los fabricantes. Éstos últimos deberán de estar obligados a incluir etiquetas sobre el  impacto negativo del consumo de plástico en nuestro plástico.

La retirada de los productos de plástico de un solo uso es sólo el principio. La normativa afectará a: cubiertos de plástico, pajitas, platos de plástico, palitos para globos, bastoncillos, tazas de poli estireno, contenedores alimenticios y plásticos oxodegradables. El futuro es algo más esperanzador para el planeta de cara al uso del plástico y su reducción paulatina en el día a día. De acuerdo a la nueva normativa europea, en 2025 el 25% del plástico de las botellas de plástico será reciclado; aumentando la cifra en un 30% para 2030. Los países deberán de poner de su parte, pues para 2029 se espera que se pueda recuperar hasta el 90% de las botellas de plástico.